viernes, junio 01, 2007

Otra visión de la Guerra con Chile


Ahora que el documental Epopeya renovó el interés por la historia de la Guerra del Pacífico, no está de más tener una visión diferente de las cosas, esa visión, faltaba más, la ofrece la ciencia ficción, género literario que suele tratar temas que otros géneros descuidan, o en todo caso, los trata antes que los demás.

Revisando las novedades que ha puesto el amigo Daniel Salvo en su sitio Ciencia Ficción Perú en este mes de mayo (que ya acabó) encuentro un fascinante relato de José Guich titulado El otro monitor. Como dice Daniel en la introducción, se trata de una incursión por un extraño mundo paralelo donde en la época de la Guerra con Chile... mejor no spoilearlos y lean el cuento, está muy bueno, no cae en lugares comunes respecto a los hechos históricos ni a los fantásticos, de hecho, siendo un relato de mundos paralelos no llega a desarrollarse como ucronía. Y si bien tiene varios de los trucos estilísticos habituales en este tipo de relatos, están usados adecuadamente y no se sienten ajenos al hilo narrativo.

Pero no es lo único que Guich ha escrito sobre el tema, El Veterano, un relato más extenso, y a mi parecer mejor logrado, está ambientado simultáneamente en la Lima de 1930 y en la, en ese entonces "nuestra" Arica, durante la batalla de Arica del 7 de junio de 1880. Nuevamente el final me impresiona, no por tener una vuelta de tuerca a lo narrado sino por no caer en el facilismo de apelar a nuestros sentimientos patrióticos y presentarnos un mundo alternativo en el que todo hubiera salido a favor del Perú. Este relato y una entrevista al autor los pueden encontrar en el sitio Velero 25 llevado por el amigo Víctor Pretell.

Demás esta decir que recomiendo ampliamente la lectura de ambos relatos, y que por otra parte lo de la Guerra con Chile me interesa sobremanera. Al leer los cuentos no pude evitar emocionarme con ciertas partes de la narración y es que a pesar que sé, como dije antes, que es un facilismo, un revanchismo tonto y realmente no conduce a nada, espero algún día poder leer un relato de algún mundo alterno en el cual el Perú gane la guerra. Nada personal contra los vecinos del sur, por supuesto.

Technorati tags: , , , , , , , , , , , , ,

5 comentarios:

Helton dijo...

Hay que escuchar siempre ambas partes en un conflicto..Peru tiene su version y nos alimentaron en las escuelas de ello..Chile tiene otra y Bolivia tambien..mas la verdad es que nos metimos donde no tendriamos que habernos metidos y salimos perjudicados.
Y esta volviendo a pasar.

Juan Arellano dijo...

Esperemos que no siga los mismos caminos nomás, una guerra no nos conviene para nada. Saludos Helton.

Daniel Salvo dijo...

Gracias por el enlace, Juan.
Hace poco, un político del gobierno se quejó por que no existía la versión peruana de "Epopeya". Y suele afirmarse que existen pocas ficciones literarias sobre el conflicto de 1879. Los cuentos de José Guich (un talento que merece muchisimo más reconocimiento del que tiene actualmente) desmienten esas afirmaciones. Uno se pregunta si se podría escribir un steampunk ambientado en la misma epoca, utilizando las teorías de vuelo de Santiago de Cárdenas y las habilidades de Pedro Ruiz Gallo y Pedro Paulet...

Juan Arellano dijo...

¿Una incipiente FAP bombardeando los regimientos enemigos? ¿Espiando los movimientos de los adversarios?
¿Como hubiera cambiado la historia una victoria? ¿Cáceres, Piérola, Billinghurst e incluso Leguía hubieran sido presidentes? ¿Cáceres y Piérola marchando sobre Santiago? ¿Hubiera surjido el Apra?

Daniel Salvo dijo...

He ahí el meollo del asunto: cualquier aspecto en el que se pudo avanzar, fue detenido por los políticos de turno. Hay como un deseo de no avanzar mucho, de ser una nación de abogados y rentistas. Los políticos son parte de nuestro panteón, pero gente como Cárdenas, Ruiz Gallo o Paulet son nuestros excéntricos locales. Honramos a los primeros y nos reimos por lo bajo de los segundos.